Cualquier empresa o negocio, sin importar tamaño o sector, está expuesta a un ciberataque

0 Publicado en Seguridad, Seguros

La tecnología y la globalidad que esta aporta han permitido convertir el mundo en un lugar mucho más pequeño; más cercano y fácil. Las empresas crecen y potencian su productividad al llegar a más puntos de destino pero, a la vez, están abiertas a numerosos y nuevos escenarios de riesgo.

Estas situaciones de peligro están estrechamente vinculadas a los ataques informáticos. Durante su intervención en en el Salón Internacional de la Seguridad (SICUR CYBER), Raphael Bauer, director comercial de Empresas de MAPFRE España, ha indicado que se trata de riesgos a los que se enfrenta “cualquier empresa o negocio, no importa el tamaño ni el sector en el que opere, que maneje datos y use sistemas de información. A mayor uso, mayor de­pendencia y, por lo tanto, mayor riesgo.”

Por eso Fundación MAPFRE ha querido aprovechar su presencia en SICUR CYBER para presentar su “Guía para proteger tu negocio frente a los Ciberriesgos” que se puede descargar de forma gratuita en la web de Fundación MAPFRE.

Su objetivo es concienciar -tanto al pequeño y media­no empresario, como al profesional autónomo- de la amenaza de los ciberriesgos. Además de darles a conocer las medidas preventivas que pueden adoptar para protegerse e informarles de que hay un seguro específico que puede salvaguardar sus negocios frente a dichos problemas.

Error adquirido

El director comercial de Empresas de MAPFRE España ha destacado que, actualmente, el pequeño empresario tiene un gran escepticismo sobre el tema y piensa que “los ciberataques están dirigidos solamente a las grandes empresas”. Pero nada más lejos de la realidad, ya que “las PYMES son ahora el principal objetivo de los ciberdelincuentes, especialmente debido a la digitalización, que hace que sea fácil atacar en masa. Son víctimas fáciles”.

Sin olvidar que, como se señala en la citada guía, no sólo son los hackers los que ponen en riesgo a la empresa, también hay que contar con los virus informáticos o, incluso, con empleados maliciosos que roban datos o manipulan información para comprometer nuestro negocio o a nuestros clientes.

Así, los riesgos más comunes son los Problemas de accesibilidad o disponibilidad, que dificulta el acceso a la información para consultar, modificar o trabajar con dichos datos; Accesos NO autorizados a información para la que no tiene permiso; o la Modificación deliberada de esa información.

Para conseguirlo, usan métodos para manipular y acceder a información y datos de empresas – especialmente de los sectores bancario, retail y comercio minorista, los más proclives a sufrir un ataque- como suplantar la identidad; averiguar contraseñas; dejar un servicio inoperativo; el Phishing para obtener da­tos bancarios de forma fraudulenta o el llamado Ransomware, con el que tomar el control a través de un virus.

De las consecuencias de un ciberataque no está libre ninguna empresa y algunas son muy graves: Desde ser sometidos a extorsión por los datos captados o para recuperar el control de la compañía hasta daños a terceros; dáño reputacional; costes económicos; pérdida de información e, incluso, consecuencias legales, derivadas éstas del incumplimiento de determinadas normas que exigen a las empresas tener protegidos ciertos datos sensibles de clientes.

Por eso es necesario ir por delante. Saber con qué trabajamos, qué tipo de protección requiere la empresa y, sobre todo, definir las políticas de seguridad ante cualquier riesgo cibernético. Y contar con una cobertura mediante el seguro de ciberriesgos como parte de esa planifi­cación en ciberseguridad, en la que el seguro sea un elemento más en dicha gestión y no únicamente un elemento paliativo.

 

Etiquetas: , ,

Deja un comentario en Cualquier empresa o negocio, sin importar tamaño o sector, está expuesta a un ciberataque

Nos encantará conocer tu opinión, pero primero tenemos que indicarte que los comentarios están moderados, y no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos a los autores, a cualquier otro comentarista o la empresa propietaria de esta página. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades o suplantando a otros comentaristas. También, procura que tus opiniones estén relacionados con esta entrada. Los comentarios off-topic, promocionales, o que incumplan todas estas normas básicas serán eliminados.