Los riesgos de fumar mientras conduces

0 Publicado en Salud

fumar-al-volante_dchaTodo el mundo tiene presente lo perjudicial que resulta el tabaco para la salud, tanto del fumador como de las personas que están a su alrededor.

Hoy es el Día Mundial Sin Tabaco y nos encontraremos con consejos, advertencias y evidencias del efecto nocivo de esta sustancia para las personas. Sin embargo, conviene recordar que el tabaco puede ser mortal de manera indirecta mientras conducimos, y estas son las razones por las que no debes fumar al volante.

Fumar al volante es una fuente constante de distracción y riesgos

La inmensa mayoría de los siniestros en las carreteras tienen al factor humano como parte determinante. Conducir bajo los efectos de drogas o alcohol, y sobre todo las distracciones son las principales causas de accidente en nuestro país (y en el mundo), y fumar al volante contribuye en un elevado grado a esa falta de atención.

Fumar al volante implica más o menos estas fases:

  • Sacar un cigarrillo de la cajetilla;
  • Utilizar el mechero del coche o, en su defecto, un mechero;
  • Mantener el cigarrillo en la mano mientras nos dure;
  • En su defecto, utilizar el cenicero del coche, que hemos de visualizar y, a la vez, poner cuidado para colocar el cigarrillo en él;
  • Apagar el cigarrillo (ya sabemos que tirar una colilla por la ventana es sancionable con 200 euros y 4 puntos en el carnet).

A todos estos puntos hemos de sumar la presencia de humo en el habitáculo, algo molesto para nosotros pero sobre todo para los ocupantes (mucho peor si son menores de edad), y un elemento que puede provocarnos un ataque de tos, o irritación en los ojos.

En cada punto anterior corremos riesgos: al sacar el cigarrillo desviamos la atención de la carretera, igual que al encenderlo o al utilizar el cenicero; mantener el cigarrillo en una mano entorpece cualquier movimiento, y por tanto nos pone en riesgo; por último, si se nos cae la colilla con la brasa encendida, podemos quemarnos o distraernos en exceso tratando de apagarla.

Fumar no es sancionable por sí mismo

Es curioso, fumar en el coche no conlleva sanción, pero un agente que nos vea fumando en el coche puede multarnos. ¿Cómo es eso? La razón es sencilla si atendemos al artículo 18.1 del Reglamento General de Circulación, el conductor debe ser capaz de mantener el control de los mandos del vehículo en todo momento. En concreto “está obligado a mantener su propia libertad de movimientos, el campo necesario de visión y la atención permanente a la conducción, que garanticen su propia seguridad, la del resto de los ocupantes del vehículo y la de los demás usuarios de la vía“.

Si fumamos, no podremos llevar las dos manos en el volante, ni mantener la posición adecuada, ni mantener la atención permanente en la conducción…, ni realizar una maniobra de emergencia si es necesario. Es por ello que, considerando el riesgo y la evidencia de tener una mano ocupada, nos pueden multar.

Seamos prudentes y utilicemos la cabeza: si queremos fumar, esperemos a realizar la parada preceptiva para estirar las piernas, hidratarnos correctamente y hacer lo que nos apetezca hacer. Como consejo en el Día Mundial Sin Tabaco, plantéate seriamente dejar de fumar, pero no solo en el coche. ¡Por una vida más sana!

Foto | Ernie

Etiquetas: Consejos de seguridad, Dejar de fumar, Seguridad Vial

Deja un comentario en Los riesgos de fumar mientras conduces

Nos encantará conocer tu opinión, pero primero tenemos que indicarte que los comentarios están moderados, y no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos a los autores, a cualquier otro comentarista o la empresa propietaria de esta página. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades o suplantando a otros comentaristas. También, procura que tus opiniones estén relacionados con esta entrada. Los comentarios off-topic, promocionales, o que incumplan todas estas normas básicas serán eliminados.