Necesidad de colaboración público-privada como garantía del buen funcionamiento de las pensiones a largo plazo

0 Publicado en Corporativo

III FORO ATLÁNTICO
En el marco del III Foro Atlántico sobre el estado del Estado del Bienestar, Antonio Huertas, Presidente de MAPFRE, intervino en la ponencia sobre “El futuro del Estado de bienestar”.
Según Antonio Huertas, el Estado de Bienestar está basado en tres pilares fundamentales: pensiones, salud y dependencia.

En este primer post profundizaremos en el primer punto y en especial en la solidaridad generacional, un sistema de reparto que garantiza el buen funcionamiento de las pensiones a largo plazo.

Que la crisis ha dañado y dañará el sistema de pensiones es algo indudable. La cifra de cotizantes no solo es dos millones menor que antes de la crisis, sino que ahora esos “nuevos” trabajadores cotizan, en general, sobre salarios más bajos y/o con menor estabilidad. Serían necesarios 25 millones de cotizantes para que en el 2025 el sistema actual fuera sostenible. Estas generaciones de “nuevos” trabajadores están condenadas a percibir pensiones bajas ya que sus vidas laborales habrán sido discontinuas e insuficientes.

La tasa de cobertura de las pensiones se sitúa en 1,8 es decir, hay casi dos trabajadores para pagar cada una de las pensiones actuales. Pero a finales de febrero el diario Cinco Días alertaba en primera página de que estamos en “1,5 cotizantes por cada pasivo”.

Pongámonos ahora en un escenario en el que la tasa se aproxime a 1, es decir, en el que una generación tenga que destinar casi la mitad de sus ingresos a retribuir a los pensionistas. Es un escenario muy probable ya que:

• Cada vez va a ser más deficitario afrontar las prestaciones solo con fondos provenientes del sistema.
• Existe el riesgo de crisis en la solidad intergeneracional no porque las generaciones futuras no quieran pagar las pensiones, sino porque sencillamente no puedan.
• Hoy la población mayor de 65 años es aproximadamente un 19%, es decir, una de cada cinco personas, pero en el año 2029 será una de cada cuatro, y a partir del 2050, un tercio de la población española será mayor de 65 años.

Frente a esto se pueden hacer muchas cosas:

• Fortalecer financieramente el sistema.
• Buscar fuentes de financiación alternativas.
• Introducir las cuentas nocionales.
• Modificar el sistema de reparto a un sistema mixto con participación pública y privada complementaria a las pensiones.
• Incentivar la colaboración público privada, sistemas complementarios a las pensiones públicas.

Durante este foro, Antonio Huertas sacó la propuesta a debate de no renunciar a fortalecer la pensión pública presente y futura, pero tampoco dejar de articular reformas que complementen esa fuente de renta mediante sistemas de capitalización, públicos o privados y, a ser posible, vinculados a la vida laboral, ya que es el periodo en el que se tiene capacidad de ahorro.

Por otra parte es necesario concienciar al trabajador de que el ahorro es necesario se debe tener una previsión sistemática, porque es la única forma mediante la cual tendrá capacidad suficiente de ahorro para el futuro. Construir una renta no se improvisa. Tenemos que asociar esta capacidad de ahorro a la vida laboral, que afortunadamente cada vez es más larga porque también vivimos más años, con la generación de ahorro previsión.

Como datos llamativos conocer que cada mes un español está destinando a su jubilación 58 euros menos que un danés, 44 menos que un francés o 84 euros menos que un británico. Necesariamente esa brecha se traduce en pensiones complementarias más bajas o, dicho de otra manera, medido por la capacidad de compra, cada mes estamos contribuyendo a generar pensionistas de primera, de segunda y de tercera categoría.

Etiquetas: , ,

Deja un comentario en Necesidad de colaboración público-privada como garantía del buen funcionamiento de las pensiones a largo plazo

Nos encantará conocer tu opinión, pero primero tenemos que indicarte que los comentarios están moderados, y no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos a los autores, a cualquier otro comentarista o la empresa propietaria de esta página. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades o suplantando a otros comentaristas. También, procura que tus opiniones estén relacionados con esta entrada. Los comentarios off-topic, promocionales, o que incumplan todas estas normas básicas serán eliminados.